Buscar

Acidez en cápsulas

Un espacio donde comparto mi muy particular punto de vista acerca de las cosas que me rodean

A propósito del Día del Padre

Hace apenas unos días que se celebró aquí en Venezuela el “Día del Padre”. Como es tradición, este día se celebra el tercer domingo de junio y tiene como finalidad homenajear a esos seres que te dieron la mitad de tus genes para ser lo que hoy en día eres, una persona real. Hasta hace un par de años, yo también celebraba este día, pero no desde la intención del faranduleo y de “figurar” con mi papá o la familia, lo hacía simplemente porque era una oportunidad más de tener un momento con una de las personas que mas he amado en esta vida. Y eso es lo que he valorado más desde que mi papá no está: el hecho de que SIEMPRE estuve con él en los momentos más importantes y que un día “comercial” no era lo que definía nuestra relación.

felicitar_dia_padre

Este domingo pasado, puede conocer a través de las redes sociales a los papás de mucha gente, había una cantidad abrumadora de fotografías con mensajes que realmente llegaban al corazón, pero, lo que no termino de entender es que muchas de esas personas (que conozco personalmente) ni siquiera tienen una relación real con sus padres el resto del año. La pregunta que me hago es ¿qué tan importante es hacerle creer al mundo que tengo el mejor papá del mundo si no me esfuerzo por construir un vínculo con él?

Es bastante contradictorio, ese domingo en particular la gente se esfuerza por regalar la camisa más cara, el perfume más elegante, hasta llevan a sus padres a comer al restaurante más costoso, pero ¿y el resto del año? ¿Pueden escoger cualquier día al azar y compararlo con el “Día del Padre? Yo particularmente no lo creo… Y lo digo con base, porque muchos de esos hijos se desaparecen por temporadas enteras, nunca están de acuerdo con lo que sus padres tratan de enseñarles, si ellos les dan un consejo estalla la Tercera Guerra Mundial, si tienen padres de la “tercera edad” los abandonan porque son “ladillas”, y aun así ¿se atreven a celebrar este día con bombos y platillos? La verdad es que definitivamente este día les deja más a los que venden los regalos que a los que los compran, y los que los reciben, en muchos casos se quedan con la ilusión que ese hijo que apareció un año después, continúen llamándolos o  visitándolos así sea con las manos vacías.

Día del Padre

El punto que quiero dejar claro con esto es que es más satisfactorio construir un verdadero vínculo con tu padre, verlo la mayor cantidad de  veces que puedas, conversar con él, entender el porqué de muchas de las cosas que heredaste, valorar el tiempo que la vida te regale a su lado, recuerda que gracias a él, tú existes.

Cuando no tengas a tu padre físicamente lo vas a necesitar y a extrañar, créeme, yo sé de lo que te hablo…

Anuncios

Entre amigos y socios te veo

Este post lo escribo a propósito de todas las veces que he visto cómo se hace cada vez más común que los amigos que antes solían ser una especie de “corronchos” empiezan a alejarse a medida que transcurren los años. No es que esté en contra de eso y hasta me resulta lógico, porque es perfectamente entendible que las personas con el pasar del tiempo se dediquen a diferentes actividades, estudien, se casen, tengan hijos, se divorcien, emigren… En lo que no estoy de acuerdo es que en muchas ocasiones, basta tan solo con que algunos de tus “amigos” se enteren que tu suerte dio algún giro inesperado y bien sea por tu esfuerzo o por “cosas del destino” estés en alguna mejor posición económica para que de la nada los tengas nuevamente “a pedir de boca”. Seguir leyendo “Entre amigos y socios te veo”

Juventud y tecnología en el siglo XXI

En esta época es bien sabido que los jóvenes son bastante adelantados con respecto a lo que eran nuestros padres a su misma edad, y es que ciertamente el tiempo, aunado al avance de la tecnología, ha hecho que muchas de las cosas que antes eran de difícil acceso estén al alcance de todo y de todos.

Seguir leyendo “Juventud y tecnología en el siglo XXI”

¡Acidez reloaded!

Tenía bastante tiempo sin escribir en este blog, la verdad es que personalmente me han pasado una serie de cosas que me habían quitado el tiempo necesario para mantener activo este espacio, pero ¡volví! y quiero comentarles que en mi cabeza hay muchas cosas que contarles, y como siempre, todas cargadas de la acidez que me caracteriza.

Seguir leyendo “¡Acidez reloaded!”

Eso que llaman sinceridad…

Muchos de nosotros establecemos diversas relaciones a lo largo de nuestras vidas. Tenemos familia, amigos, novios, amantes, esposos, en fin, creamos vínculos con muchas personas a nuestro alrededor. Lo gracioso de todo es que aunque en muchas de éstas ese “cordón umbilical” es más fuerte, tratamos de que muchos de nuestros valores se reflejen en la convivencia con las personas que nos rodean.

Seguir leyendo “Eso que llaman sinceridad…”

Año nuevo… ¿Propósitos nuevos?

Arrancó un nuevo año y con él nacen los múltiples propósitos que todos intentamos cumplir, por supuesto, rodeado de victorias o desdichas, pero propósitos al fin…

Seguir leyendo “Año nuevo… ¿Propósitos nuevos?”

Negocios en pareja… ¿Complacer o apoyar?

En una conversación que tuve en estos días, surgió una pregunta que muy pocas veces nos hacemos luego de terminar algunas relaciones de pareja o de ver, con bastante frustración, negocios que quedaron estancados o inconclusos en el pasado: ¿Por qué tal o cual negocio no me funcionó antes?

Seguir leyendo “Negocios en pareja… ¿Complacer o apoyar?”

Hijos atrapados entre padres idiotas: La historia tras el divorcio

En esta época no es difícil conseguirse con una gran cantidad de “parejitas” de tórtolos que estén en la víspera de un matrimonio que dure “hasta que la muerte los separe”. Lo complejo de esto, es lo que sucede luego de transcurrido algún tiempo desde que dijeron “Sí” delante del cura o del registrador civil de turno. Seguir leyendo “Hijos atrapados entre padres idiotas: La historia tras el divorcio”

De los programas infantiles y otras aberraciones del nuevo milenio

Viendo los programas “infantiles” de la televisión venezolana, no es difícil preguntarse por qué existe tanto muchacho tarado, mal hablado, malcriado y hasta que piense que sus capacidades histriónicas pasarán de la pequeña pantalla a las monumentales tablas de algún musical de Hollywood.

Seguir leyendo “De los programas infantiles y otras aberraciones del nuevo milenio”

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑